¿Qué es el "zero waste"?

Para comenzar y ser 100% honesto contigo, debo decirte que no creo que sea posible una vida “zero waste” del todo, así que no, este no es un artículo más que pretende decirte mil maneras de reciclar o reutilizar para que no generes ningún tipo de desperdicio porque considero que el simple hecho de estar vivos, de consumir alimentos día a día y de hacer uso de aparatos electrónicos, genera o generará desperdicios. Pero ojo, tampoco pretendo decirte que no nos podemos acercar al zero waste... y de eso si se trata este artículo. Quiero contarte un poco más sobre el zero waste y dejarte algunas ideas de cómo puedes comenzar con pequeños cambios en tu vida a ser parte de este movimiento global.

Lo primero que debes tener en cuenta es que el zero waste se trata de educar, compartir y vivir un estilo de vida en donde buscamos tener la menor cantidad de desperdicios o desechos posibles, sobre todo los plásticos de un solo uso... La gran mayoría en pleno 2022 somos conscientes del daño tan grande que generan los plásticos de un solo uso en el medio ambiente, en los océanos y en nuestra vida. Sin embargo, algunas personas aún los siguen utilizando.

Si estás pensando en iniciar tu estilo de vida sostenible, aquí puedes encontrar un kit de inicio de vida sostenible que te ayudará con esos primeros pasos.

Una de las pioneras de este movimiento es Bea Johnson, autora del libro “Zero waste home”. En su libro, Bea nos cuenta que para llevar un estilo de vida lo más cercano al zero waste podemos seguir las siguientes opciones:

  1. Rechaza todo lo que no necesites
  2. Reduce lo que necesitas
  3. Reutiliza (cambia todo aquello que sea desechable por reutilizable) y compra de segunda mano
  4. Recicla aquello que no puedas rechazar, reducir o reutilizar
  5. ROT (que traducido al español significa compostar, descomponer)

La mejor manera de comenzar tu vida “zero waste” es haciendo pequeños cambios, en este link encontrarás productos reutilizables que podrán ser esos primeros pasitos para tu cambio.

Entonces, ¿el Zero waste es lograble? sigo pensando que no, por muy mínimo que sea, siempre habrá uno que otro desperdicio. Sin embargo, vale la pena intentarlo.

¡Te suscribiste!
Este email ya está registrado